Vía Augusta 281-285, 4ª Planta – Barcelona 08017 – Teléfono 93 212 37 43

institutoserrate
SLIDE

Unidad de Litiasis (CILSA)

En el año 1986 el Dr. Ramón Serrate Aguilera fundó en la Clínica Sagrada Familia de Barcelona, un centro dedicado íntegramente al tratamiento de la litiasis urinaria, denominado Centro Internacional de Lithotricia, “CILSA”.

Desde sus inicios, con la incorporación del primer litotriptor privado de Cataluña, la famosa bañera de Munich (Litotriptor Dornier HM3) nuestra unidad ha sido pionera en el tratamiento integral de la litiasis.

Con la adquisición de los litotriptores de última generación, los nuevos ureteroscopios, la fibra láser y la posibilidad de tratamiento quirúrgico mínimamente invasivo (laparoscópico), el Centro ofrece en la actualidad un enfoque multidisciplinario para el tratamiento de la litiasis renal, incluyendo el diagnóstico y el tratamiento médico quirúrgico, habiéndose caracterizado desde sus inicios, por ofrecer al paciente un tratamiento individualizado y realizado por personal altamente cualificado.

Desde 1986 hasta la actualidad  nuestra Unidad de litiasis ha tratado alrededor de 30.000 pacientes, habiendo realizado:

Litiasis Renal

La litiasis renal es una de las patologías mas frecuentes de la consulta de urología después de las infecciones urinarias y la patología prostática. Afecta alrededor del 5 -10 % de la población, con un predominio en el sexo masculino sobre el femenino. La naturaleza de los cálculos varía según el sexo y la edad de los pacientes. Su prevalencia ha aumentado mucho en los últimos 50 años, en clara relación con el aumento de la calidad de vida.

Su etiología es multifactorial y se ha relacionado con aspectos ambientales, geográficos, dietéticos y hereditarios, sin olvidar aquellos factores relacionados con la propia vía urinaria (malformaciones congénitas, obstrucciones, etc.).

El tipo litiásico más frecuente es la litiasis cálcica, en todas sus variedades, siguiéndole en frecuencia la litiasis úrica y la infecciosa de fosfato amónico magnésico. En menor frecuencia le sigue la litiasis de cistina.

Un aspecto importante de esta patología es el alto porcentaje de recidivas, que oscila entre el 40-60 % entre los primeros 5-9 años, de ahí la importancia de intentar detectar el máximo de alteraciones metabólicas posibles, con el fin de frenar la progresión de la enfermedad.

Los paciente con litiasis deben seguir una serie de medidas higiénico-dietéticas, encaminadas a disminuir el riesgo litiásico, tales como: aumentar la ingesta de líquidos, realizar una alimentación variada normocalcémica complementada con cítricos y alimentos ricos en fibra, disminuir la ingesta de sal y proteínas, así como evitar el sedentarismo.

Cólico Nefrítico

El cólico nefrítico es un dolor agudo, brusco e intenso que se debe al enclavamiento de un cálculo en el conducto urinario (uréter).

Cuando el cólico nefrítico se acompaña de fiebre alta y escalofríos el pronóstico es grave, por la posibilidad de septicemia y shock séptico. El ingreso en clínica y la desobstrucción urinaria es urgente, así como el tratamiento antibiótico específico.

Tratamiento: Analgésico espasmolítico. Si el cálculo supera los 5mm, la Litotricia o colocación de catéter doble “J”.

Tratamientos de la Litiasis

Litotricia Extracorporea por Ondas de Choque

Consiste en fragmentar los cálculos mediante ondas de choque generadas por el litotriptor. Es el tratamiento menos invasivo para la resolución de la litiasis reno-ureteral. Realizamos litotricia en los cálculos de toda la vía urinaria, es decir, en riñón, uréter y vejiga.

La litotricia puede realizarse como monoterapia,  o bien, cuando se efectúa sobre cálculos de mayor tamaño, puede asociarse a otras técnicas o a la colocación de un catéter de derivación urinaria tipo  Doble J. Este procedimiento ha ayudado a evitar algunas de las complicaciones relacionadas con la expulsión de los fragmentos como el cólico nefrítico.

El tratamiento se realiza en régimen ambulatorio, sin anestesia y sin dolor.

Ureteroscopia

Cuando los cálculos son resistentes a las ondas de choque, o bien se localizan en la parte distal del uréter,  pueden utilizarse técnicas endoscópicas, siendo la más conocida la Ureteroscopia.

Esta técnica permite el abordaje del cálculo a través de las vías naturales, precisando sin embargo, utilizar en algunas ocasiones, formas de energía alternativas, como el láser Holmium o la litotricia neumática.

Cirugía Percutanea

La cirugía percutánea es una técnica minimamente invasiva, que consiste en la fragmentación de los cálculos renales y extracción de los mismos,  accediendo a la cavidad renal  a través, de un abordaje lumbar, mediante una punción directa desde la piel hasta el riñón.  Para efectuar la fragmentación de la litiasis debe complementarse con litotricia neumática o láser Holmium.

Está indicada en el tratamiento de aquellas litiasis de mayor tamaño y  algunas localizadas en cáliz inferior, de difícil resolución con la litotricia extracorpórea.

Cirugía Laparoscópica

La cirugía convencional para el tratamiento de la litiasis renal es hoy en día una rareza. En la actualidad las técnicas laparoscópicas,  altamente resolutivas, con menos complicaciones y una menor estancia clínica, permiten resolver la mayoría de casos complejos, ya sean cálculos de gran tamaño a nivel renal (coraliforme) o cálculos ureterales.

pedir horamapa enlacesnoticias Web Médica Acreditada. Ver más información